Varsovia: tres días para conocer la capital

Descubriendo Polonia: Varsovia

En el verano de 2014 fuimos de vacaciones a Polonia. Teníamos pocos días (9 en concreto) y un presupuesto ajustado, ¡así que este era un destino perfecto! Porque Polonia, además de un sitio precioso, es un destino europeo muy barato. Nos decidimos a descubrir qué nos ofrecía este país tan “desconocido” para nosotras y lo hicimos comenzando por Varsovia, su capital.
Varsovia

¿CÓMO LLEGAR A VARSOVIA?

Cogimos un vuelo (Ryanair) desde Barcelona y llegamos al aeropuerto de Modlin (el más lejano, para variar con esta compañía). Para llegar desde el aeropuerto al centro de la ciudad cogimos un bus transfer (Modlin Bus) por unos 7€Palacio Cultura (28 PLN). Para ser un transfer directo nos pareció bien de precio y como el trayecto era largo hasta la ciudad (1 hora y media) decidimos ir con algo sobre seguro para no perder demasiado tiempo allí. Una vez en la terminal vimos que había un bus urbano que hacía una ruta similar…así que mala suerte tenerlo ya reservado (pero Google maps no ayuda nada a encontrar transporte local en Polonia, os avisamos). El bus nos dejaba en Plac Defilad, donde está el Palacio de la Cultura, un edificio emblemático de la ciudad y que a nosotras nos venía fenomenal de situación.

¿DÓNDE DORMIR EN VARSOVIA?

Nosotras nos hospedamos en un hotel que estaba a 10 minutos de esta plaza, el Hotel Hampton by Hilton. Estaba realmente muy bien para su precio (unos 40€ con desayuno), y en ese momento estaba casi a estrenar, ya que lo habían inaugurado hacía apenas unos meses. La localización no es la ideal para una escapada rápida a la capital, y si hubiese sido en otras circunstancias hubiéramos buscado algo en el centro histórico, pero necesitábamos tener cerca la estación de tren para nuestra salida hacia el siguiente destino, Cracovia, que salía muy temprano. En cualquier caso, y como a nosotras no nos importa andar y había un tranvía estupendo en la misma puerta, nos fue perfecto.

¿QUÉ HACER EN VARSOVIA?

DÍA 1:

Como nosotras llegamos al mediodía a Varsovia, empezamos nuestra ruta por la tarde en el Palacio de CulturaVistas, desde donde pudimos ver la ciudad desde las alturas. Nos encanta ver panorámicas de las ciudades, pero en este caso las vistas no son muuuuy espectaculares, así que podéis ahorraros los 4€ que cuesta. Cuando descendimos de las alturas fuimos Multimedia Fountaindando un paseo hacia el casco antiguo (unos 35 minutos) para llegar hasta el Multimedia Fountain Park. Se llama así porque hay una imponente fuente donde hacen espectáculos de luces y música. Está a rebosar de gente (turistas y también locales), pero el espectáculo de proyecciones sobre el agua es muy recomendable (Gratuito. Los viernes y sábados, en mayo y octubre a las 21:00h y de junio a septiembre a las 21:30h).

DÍA 2:

Al día siguiente aprovechamos para hacer un tour a pie “gratuito”, de esos que tanto nos gustan. En Polonia no trabaja la compañía con la que solemos hacerlos, Sandemanns, pero encontramos la empresa local Free Walking Tour con guías polacos y tours en español e inglés. Tenía muy buena pinta y no nos equivocamos. Como ya hemos explicado en otras ocasiones, este tipo de tours son de “postpago”. Es decir, que en base a tu propia valoración del trabajo del guía, le das el dinero que consideres que se merece. Y os aseguramos que los guías se ganan cada euro, se lo curran muchísimo y en todas las ciudades que lo hemos hecho hemos tenido experiencias super buenas, por eso repetimos y repetimos.

Palacio real   RynekMarie CurieMemorial

Este día de hecho hicimos dos tours: el del casco antiguo por la mañana y el tour judío por la tarde, ambos con nuestro guía Pavel. Desde la plaza del castillo, con la estatua de Segismundo y un buen número de acordeonistas poniéndole banda sonora al ambiente, recorrimos todo el centro histórico (Stare Miasto), pasando por la barbacana, la casa de los Curie, la famosa plaza del mercado (Rynek Starego Miasta), etc. mientras el buen Pavel nos relataba historias y nos contaba detalles interesantes de cada enclave. Por la tarde, en el tour judío, visitamos zonas más alejadas del centro, donde los estragos de la guerra y el Holocausto aún están muy presentes.  Nosotras no tuvimos tiempo de entrar al Warsaw Rising Museum (Museo del Alzamiento), pero si os interesa mucho la historia podéis reservarle una tarde. Nosotras decidimos volver al centro y pasear por algunos sitios que habíamos visto sólo de pasada en el tour de la mañana.

Guetto Ruta Judía Pavel Memorial

A priori, y hablando sólo a nivel estético, Varsovia no es una ciudad tan atractiva como otras del país, así que hacer uno de estos tours fue para nosotras muy positivo. La ciudad nos conquistó con su historia y no nos fuimos con la impresión de que saliendo del centro (que de tan “de cuento” que es, parece casi un decorado de cartón-piedra) todo es muy feucho, como le ocurre a muchos turistas que incluso os pueden decir que a Varsovia ni vayáis. Así que conocer su historia le aportará un valor añadido al viaje que agradeceréis mucho.

DÍA 3:

Nuestro último día en la capital fuimos al Palacio Wilanow, a las afueras de Varsovia. Para llegar allí cogimos un bus local (116 o 180 os sirven) en la Plaza Trzech Krzyzy. Sabíamos que los domingos era gratuito (casi todo es gratis los domingos, tenedlo en cuenta), pero lo que no sabíamos es que tenían aforo limitado. Llegamos allí sobre las 12:00h y no pudimos entrar al palacio porque el cupo había terminado. Así que nuestro gozo en un pozo (“a quien madruga Dios le ayuda”, dicen), pero ya que estábamos allí aprovechamos para dar una vuelta por los jardines de alrededor que son preciosos (los jardines sí que se pagan siempre, pero son unos 2€, merece la pena después de darse el viaje).Palacio Wilanow

Volvimos a coger el mismo autobús de vuelta al centro, pero paramos en medio de la ruta para pasear por el Parque Real Łazienki, el más grande de Varsovia y que alberga además un conjunto palaciego, un jardín chino, un lago y un jardín botánico. Realmente precioso, fue un descubrimiento de lo más agradable.

LazienkiLazienki

De vuelta al centro recorrimos la calle Nowy Swiat, llena de restaurantes, bares y con mucho ambiente por la calle. Éste sería un sitio ideal para coger un hotel si os gusta el jaleo cerca del centro y mucha oferta de ocio. Aquí está también el Palacio Presidencial (con su cambio de guardia correspondiente, como todo palacio que se precie), la universidad, varias iglesias y otros edificios bastante señoriales.  Aprovechando que el domingo el Castillo Real también era gratuito decimos visitar el interior, un poco flojo de contenido, pero siendo gratis no está tan mal.

Palacio real     palacio real

¿QUÉ COMER Y DÓNDE COMER EN VARSOVIA?

La gastronomía polaca, bastante desconocida, está llena de manjares deliciosos, que os iremos descubriendo en nuestros post sobre el país. En Varsovia os recomendamos:

En cualquier puesto callejero: comer un zapiekanki, lo que podríamos denominar como “la pizza de los pobres”. Rápido, barato, rico, y os carga la pilas de inmediato.

En Centrum: por la zona de nuestro hotel no había muchísima oferta, especialmente de noche que es cuando lo necesitábamos, así que cenamos en un clásico que ya habíamos probado muchas veces en otros países: Vapiano. Para quien no lo conozca, es una cadena de pastas, pizzas y similar bastante ricas. Te preparan todo en directo en la cocina abierta con los ingredientes que tu elijas.

En el centro histórico: cerca de la barbacana hay varios restaurantes con menú del día y cervezas enormes a precios de risa (¡cómo nos gusta una buena cerveza!). Comimos zurek (la sopa típica polaca de patata y salchicha en un bowl de pan) y pato con patatas y manzana en Pod Samsonem. En la zona hay un par de “milk bars” tradicionales por si os animáis a probar. Estos “bares de leche”, herencia de la época comunista, sirven comida tradicional (se elige poco, suele ser más bien “lo que toca”) a un precio muy bajo. 

Y por supuesto, entre tour y tour…¡pierogi!  Para probar esta famosa “empanadilla” polaca fuimos a Pierogarnia na Bednarskiej, cerca de la plaza del casco antiguo. Muy bien de precio y rico. ¡El pierogi de queso con arándanos de postre es una delicia!

Zapiekanki  Żurek  PATO  Pierogi

THE END…

Y con esto terminamos nuestra ruta por la capital. Al día siguiente partimos bien prontito en tren hacia nuestro siguiente destino: Cracovia.

3 días son suficientes para conocer Varsovia, ya que como hemos dicho no es el lugar más llamativo del país, pero tened en cuenta que se destruyó prácticamente entera. Si miráis alguna foto de la época impresiona ver lo poco que quedó en pie. Polonia ha sido víctima de una de las peores barbaries de la historia a nivel mundial. La población de muchas de sus ciudades fue prácticamente exterminada por los nazis y la historia que se esconde en sus calles es escalofriante. Todo eso se nota en el ambiente, en la arquitectura y en su gente, pero el modo en el que el país está resurgiendo (porque el proceso continúa, aunque hayan pasado ya varias décadas) es digno de admirar. Para nosotras fue un gran descubrimiento y creemos que este país es un auténtico diamante en bruto.

¿Se nota que Polonia nos ha enamorado, no? Pues ¿a qué esperáis para hacer una escapada?


Resumen

CUÁNDO: Agosto 2014

DÍAS: 3 días

ALOJAMIENTO: Hampton by Hilton Warsaw City Centre

¿DÓNDE COMER?: VapianoPierogarnia na BednarskiejPod Samsonem

TRANSPORTE: Vuelo a Varsovia; Modlin Bus; Bus local

ACTIVIDADES/VISITAS: Free Walking Tour;  Palacio de Cultura; Multimedia Fountain Park; Palacio Wilanow

DIVISA: PLN – Zloty polacoConversor de divisa

GALERÍA               MAPA

  Galería - Varsovia                 MAPA - Washington, D.C.

¡Si te ha gustado compártelo en tus redes! Nos harás muy felices 🙂

Varsovia: tres días para conocer la capital
Facebooktwitter
Etiquetado en:             

8 pensamientos en “Varsovia: tres días para conocer la capital

  • 28 abril, 2017 a las 21:39
    Permalink

    he entrado por casualidad y me ha hustado mucho el blg de polonia. Directo, fotos las justas y hablando de comida y restaurantes lo cual a mi men encanta. felicidades!

    Responder
    • 30 abril, 2017 a las 04:13
      Permalink

      ¡Hola Esperanza! Muchas gracias por tu comentario, nos encanta saber lo que piensa la gente de nuestro blog y de lo que escribimos, y si es positivo mucho mejor. Esperamos que los próximos artículos te sigan gustando 🙂 ¡Un saludo!

      Responder
  • 11 mayo, 2017 a las 23:26
    Permalink

    Buenas! Yo he estado viviendo en Varsovia por dos meses y la verdad es que esa ciudad me acogió como si fuese de allí y me enamoró completamente. La gente es súper amistosa y si ven que está en problemas te ayudarán sin duda. Son personas que desgraciadamente lo han pasado muy mal tiempo atrás en la historia, y que quizá la gente no tiene en mente nunca que para ellos lo que ocurrió aún es reciente, pero como decís, si te gusta la historia, Varsovia te encantará.

    PD: Para la próxima vez que vayáis a Varsovia tenéis que entrar al Museo del Levantamiento, que desde mi punto de vista merece realmente la pena. También decir que sobre los días 24-25 de junio, más o menos, celebran el solsticio de Verano (Slaska noc Swietojanska) con una fiesta en los jardines donde se encuentra la Multimedia Fountain Park y ponen velas en el río Vistula y las mujeres se ponen coronas de flores en la cabeza.

    Responder
    • 11 mayo, 2017 a las 23:33
      Permalink

      Gracias Evelyn por tus recomendaciones. Sin duda la próxima vez que vayamos iremos al museo. Y si coincide que es verano eso de la fiesta parece un plan genial.
      Polonia es un país que volveríamos mañana mismo, su gente, su gastronomía… todo de este país nos encanta.
      Gracias por leernos. Un saludo

      Responder
  • 15 agosto, 2017 a las 18:35
    Permalink

    Me ha gustado mucho vuestro resumen de Varsivia pero me gustaria saber algo del clima

    Responder
    • 16 agosto, 2017 a las 01:34
      Permalink

      Hola Esther,

      Muchas gracias por tu comentario, nos alegramos de que te haya gustado el artículo. Polonia, en general, es un sitio no extremadamente cálido. Puede depender mucho de la época en la que vayas y por supuesto de la suerte que tengas. Nosotras fuimos en Agosto y tuvimos de todo, pero una chaqueta de entretiempo y un paraguas nunca vienen mal, lo utilizamos mucho. Te recomendamos que antes de ir eches un vistazo a alguna web del tiempo, para que puedas saber a lo que te enfrentas jeje, y hagas a maleta en consecuencia. Pero da igual si es con sol o con lluvia, Polonia es un país increíble, no te lo pierdas 🙂

      ¡Un abrazo!

      Responder
  • 9 octubre, 2017 a las 12:30
    Permalink

    Me ha gustado mucho vuestro blog. Bastante práctico! Lo utilizaré. Eso sí, yo voy en Enero, voy a pasar un poco más frío que ustedes!!!

    Saludos

    Responder
    • 16 octubre, 2017 a las 05:31
      Permalink

      Hola Laura! nos alegramos de que te parezca práctico y esperamos que disfrutes de tu viaje. Abrígate mucho. Un saludo

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *